Cuando la baronesa Caterina Safamita dio a luz a Contanza, al ver que era niña y o varón, y además pelirroja, no quiso ni tocarla. Costanza, dócil y reservada, se crió entre las mujeres del servicio. No obstante, fue ella, y no sus hermanos, quien heredó las riquezas y el deber de preservar el buen nombre de la familia. Al menos eso cuenta Amalia Cuffaro, su nodriza, quien poco a poco desgrana episodios de la intensa vida de Costanza, "la tía marquesa": su abandono de la vida de provincias por la bulliciosa Palermo, su atormentado matrimonio con el marqué Pietro Sabbiamena, y su sensación de no peretenecer a ninguno de los mundos que la rodean. El retrato de esta mujer es escepcional, iinconformista y contradictoria, se recorta no sólo sobre el trasfondo de una saga familiar rebosante de pasiones, crueldad y abusos de poder, sino sobre una época crucial de la Sicilia decimonónica: el din del reinado borbónico y la llegada de los Saboya, el ascenso del poder mafioso en el campo y la decadencia de la aristocracia, símbolo de un universo ya perdido.

La tía marquesa (Simonetta Agnello Hornby)

€ 5,00Price